dreamair

AeroMéxico empieza a equipar sus 36 Boeing 737 con frenos de carbono Messier-Bugatti

Aeroméxico acaba de terminar su primera adaptación de un B737-700 al incorpoarle frenos de carbono Messier-Bugatti (Grupo SAFRAN), iniciando así una campaña para equipar su flota de 36 Boeing 737 -700 y -800 con los citados frenos. Esta es la primera vez que un operador de Boeing 737 NG sustituye a los frenos de acero en los aviones ya están en funcionamiento.

Según un counicado del Grupo SAFRAN, con los frenos de carbono Messier-Bugatti, Aeroméxico reducirá los costes operativos de su flota de B737 NG, gracias a un prolongado ciclo de vida de los materiales de carbono y un aumento del peso de cada avión de 270 a 320 kilogramos.

 

 

Esta mejora contribuirá también a reducir el consumo de combustible y las emisiones de CO2.

David Nakamura, director técnico de Aeroméxico, dijo que «la adaptación de nuestro primer avión con los frenos de carbono Messier-Bugatti ha sido perfecta. Este evento marca el comienzo de una nueva era para la operación de nuestra flota de B737 NG, cada vez más competitiva y respetuosa con el medio ambiente. Esperamos continuar nuestra estrecha colaboración con Messier-Bugatti, para la actualización de nuestra flota en los próximos meses».

 

Messier-Bugatti ofrece frenos de carbono certificados para la familia Boeing 737NG (737 a 600, 737-700, 737-800, 737-900, 737-900ER y BBJ), tanto en producción como en la adaptación. Hasta la fecha, el total del pedidos recibidos por la empresa del grupo SAFRAN es de 152 nuevas aeronaves y 131 aeronaves en servicio.

 

Edición: José Fernández / Foto: AeroMéxico