dreamair

El aeropuerto de Palma de Mallorca pone en funcionamiento la nueva plataforma central

El Aeropuerto de Palma de Mallorca ha puesto en servicio la nueva plataforma central situada junto al Módulo B, en la que ha invertido 11,6 millones de euros y que permitirá a los pasajeros, principalmente de los vuelos interislas, embarcar y desembarcar a pie, acortando Gel tiempo que requieren estas operaciones, según informó AENA. La nueva plataforma acerca las aeronaves a la terminal.

La obra de esta nueva infraestructura ha consistido en varias actuaciones principales. Los trabajos comenzaron con la demolición del antiguo edificio del Módulo B, para después proceder a la construcción de la nueva plataforma de pavimento hidráulico sobre la que se han configurado cuatro puestos de estacionamiento y sus calles de rodaje asociadas, con una superficie total de 49.100 metros cuadrados.

 

Conecta con la plataforma B ya existente y está diseñada para enlazar en el futuro con las plataformas A y C a su mismo nivel. Además, se ha realizado la obra civil necesaria para la futura instalación de los suministros de energía eléctrica y aire acondicionado. Para la iluminación de la plataforma se han instalado tres torres de 30 metros de altura. Como trabajos asociados a esta plataforma, destaca la demolición de la antigua central eléctrica y la reconfiguración del aparcamiento anexo al edificio Aena I, que utilizan los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado.

 

Túnel de acceso de 140 metros

Otra gran actuación ha sido la construcción de un túnel de acceso al Centro de Control de Palma que, con una longitud de 140 metros sin contar las rampas de bajada y subida, conecta estas instalaciones con la urbanización pública del aeropuerto sin interferir en los viales de uso restringido. La obra fue adjudicada a la empresa Vías y Construcciones S.A. y han tenido un plazo de ejecución de 20 meses.

 

Gracias a la nueva plataforma central los pasajeros conseguirán reducir el tiempo empleado en salir de la terminal y subir al avión, y viceversa, pero las ventajas no son sólo para ellos, ya que las compañías y el aeropuerto se beneficiarán de no tener que emplear jardineras para el desplazamiento de los viajeros.

 

Otra ventaja es que el suministro de combustible se podrá realizar mediante pits, punto final de la instalación enterrada de combustible que se recarga con una pequeña bomba, eliminando la circulación de cubas por la plataforma. Esta plataforma crecerá dentro del proyecto de remodelación del Módulo C para dar servicio al nuevo dique, actualmente en construcción, configurándolo como terminal de operaciones hub y que utilizará principalmente la compañía Air Berlin para sus rutas entre Alemania y distintos destinos de España.

 

Edición: José Fernández