dreamair

Arranca el proyecto Stratobus, un dirigible que se situará a 20 km. de altura para vigilancia y telecomunicaciones

Imagen artística del Stratobus / Thales Alenia

Imagen artística del Stratobus / Thales Alenia Space

Thales Alenia Space ha anunciado el arranque oficial de su proyecto de investigación y desarrollo Stratobus. Este dirigible estratosférico autónomo ha sido recientemente aprobado por el programa de «inversión en el futuro» del gobierno francés, con una financiación de 17 millones de euros.

Estos fondos cubren la fase de desarrollo de 24 meses para tecnologías clave, culminando en la construcción de un demostrador. Además, gracias al apoyo de cuatro regiones francesas, se espera disponer de hasta 3 millones de financiación adicional.

Thales Alenia Space y sus socios franceses en este programa han firmado hoy contratos iniciales con el banco estatal de inversión Bpifrance. La compañía CNIM (Construction Navale Industrielle de la Méditerranée) construirá la estructura equipada, el anillo y la barquilla, mientras que Solutions F proporcionará el sistema de propulsión, Airstar Aerospace la envoltura equipada y Tronico-Alcen el sistema de condicionamiento eléctrico.

Además de estos socios franceses, Cmr-Prototec de Noruega proporcionará el sistema de almacenamiento de energía y MMIST de Canadá los paracaídas.

Thales Alenia Space lidera el proyecto y se encargará de la integración de sistemas, la aviónica, los paneles solares y la certificación de la aeronave.

El Stratobus se posicionará a una altitud de unos 20 kilómetros sobre su teatro de operaciones, en la capa baja de la estratosfera, que ofrece suficiente densidad para sostener al globo. Los vientos en esta altitud son moderados y estables en toda la zona situada entre los trópicos, con un máximo de 90 km/h, permitiendo a la aeronave mantener una posición estacionaria mediante su sistema de propulsión eléctrica.

El Stratobus llevará a bordo cargas útiles para realizar misiones como la vigilancia de fronteras en sitios de alto valor sobre y tierra y en el mar (video-vigilancia de plataformas cercanas a la costa, etc.), seguridad (lucha contra el terrorismo, tráfico de drogas, etc.), monitorización medioambiental (incendios forestales, erosión del terreno, polución, etc.) y telecomunicaciones (Internet, 5G).

{El nuevo mercado para pseudo-satélites de alta altitud, o HAPS, se estima en unos 1.000 millones de dólares de aquí al 2020, pero está a la espera de un producto. Con el Stratobus, ofreciendo un horizonte de 500 kilómetros, estamos convencidos de que conseguiremos una amplia parte de este mercado,» dijo Jean Loïc Galle, presidente y CEO de Thales Alenia Space.

Entre un drone y un satélite

Jean Philippe Chessel, jefe de proyecto de Thales Alenia Space, añadió: «El Stratobus está a medio camino entre un drone y un satélite. Es un producto de bajo coste que ofrece cobertura regional permanente, siendo un complemento ideal para soluciones satelitales. Utilizando únicamente energía solar y tecnologías limpias, el Stratobus tiene una huella de carbono muy pequeña – mucho más pequeña que la de un pequeño avión privado».

Thales Alenia Space y sus socios tienen previsto lanzar un demostrador en 2018, seguido por los primeros vuelos de calificación y certificación en 2020. Ya se han identificado numerosos clientes potenciales. Las previsiones de mercado indican un retorno de la inversión en menos de tres años a partir del inicio de su comercialización.