dreamair

EADS CASA Espacio e INTA encuentran una nueva vía de colaboración

Foto: Astrium CASA Espacio

Al igual que en el año 2000 se materializó la colaboración entre las dos entidades dentro del contexto de realización de ensayos de las estructuras Ariane, hoy por hoy, es el turno de los reflectores para satélites de telecomunicaciones.

EADS CASA Espacio viene siendo una referencia mundial en el suministro de reflectores de antena para satélites de telecomunicaciones comerciales desde hace más tres décadas

Esto incluye también las estructuras con subreflectores de alimentación denominadas FSA (Feeder Sub Assembly).

 

El incremento de su producción, ha llevado a la empresa a buscar nuevas soluciones al problema de los ensayos que sirven para dar garantía al cliente del buen funcionamiento de sus reflectores. Para ello se ha establecido una relación provechosa con el INTA (Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial) para que se realicen en sus instalaciones los ensayos ambientales de dicho producto.

En palabras de Daniel Hernández, responsable del departamento de equipos y sistemas del INTA: “Esta colaboración ratifica nuevamente la confianza que EADS CASA Espacio deposita en nuestras capacidades de ensayo y abre las puertas a una colaboración aún más intensa si cabe. Asimismo pone de manifiesto la importancia que para la industria espacial española tiene el contar con instalaciones de ensayo de primera línea, pudiendo llevar a cabo los ensayos necesarios para este tipo de sistemas”.

Estos ensayos incluyen los de vacío térmico y de distorsiones termoelásticas, que determinan sus prestaciones de distorsión ante las variaciones de temperatura en el vacío, como si estuviera en el espacio sometido a la radiación solar. Hay que tener en cuenta que los satélites de telecomunicaciones se encuentran a gran distancia de la Tierra, a unos 36.000 Km. por lo que una pequeña distorsión se traduce en un gran desplazamiento de la cobertura de la antena.

Entre los reflectores ensayados hasta la fecha, se encuentran los de los satélites: SES-6 con una torre dual; y el Amazonas-3 que lleva tres reflectores desplegables y una torre top-floor con dos reflectores adicionales. La lista de hardware para ensayar a corto plazo  no es nada despreciable.

Según Juan José Llorente, coordinador de programas comerciales de reflectores en EADS CASA Espacio: “Esta nueva colaboración con INTA nos supone una gran flexibilidad al poder reducir la duración de este tipo de ensayos que tradicionalmente se hacían fuera de España, incrementando así el valor añadido del producto final. Es muy importante señalar que este tipo de ensayos es fundamental para comprobar y garantizar todas las actividades anteriores de ingeniería, calidad y fabricación, por lo que es necesario un personal de ensayos con muy alta cualificación para llevarlos a cabo.

El principal reto al que nos enfrentaremos será el de garantizar la ejecución de estos ensayos dentro de los plazos tremendamente agresivos que demandan los programas comerciales, la confianza que la empresa deposita en el  INTA en este sentido es total.”

La relación entre EADS CASA Espacio e INTA ha sido larga y duradera. Sus inicios datan desde los años setenta en que se colaboró para sacar adelante el primer satélite español, el INTASAT, que fue lanzado en el año 1974. Otra renombrada colaboración sucedió con la construcción del satélite Minisat-01 en el año 1997, siendo el primer satélite diseñado, construido y lanzado desde territorio español. Finalmente, la última colaboración de envergadura entre ambos, fue la creación del Centro de Ensayos del Programa Ariane (CEPA) destinado al ensayo de las grandes estructuras del lanzador europeo.