Sábado trágico en Suiza y Francia: ocho muertos al estrellarse un planeador y dos aviones privados

Lugar donde cayeron el planeador y un avión Robin DR 400 / Policía Cantonal de Suiza

Sábado trágico para la aviación privada y recreativa en Suiza y Francia ya que tres aeronaves se estrellaron causando ocho muertos. Ninguna persona sobrevivió. El siniestro más terrible, que posiblemente ha sido una colisión en vuelo entre un planeador y un avión de cuatro plazas, se produjo en el Cantón de los Grisones, en Suiza, en el que perdieron la vida cinco personas.

Con TELEGRAM recibirás al instante en tu móvil nuestras noticias. Clica aquí y síguenos:  t.me/aerotendencias

El accidente se produjo en plenos Alpes, cuando todo parece indicar que colisionaron en vuelo un planeador, con un hombre a bordo y un avión de cuatro plazas ocupado al completo. Los resto de los aparatos cayeron cerca de Bivio, a unos 2.700 metros de altitud.

El planeador había despegado de Amlikon, mientras que en el avión, un Robin DR 400 de turismo, además del piloto, viajaban una mujer, un hombre y un niño. Esta aparato había despegado de Colombier. Hizo una escala en el altipuerto de Samedan y después reemprendió el vuelo para dirigirse a Locarno.

Ayer domingo, los servicios de rescate llegaron al lugar donde se encontraban los restos del planeador. Entorno a un kilometro de distancia se encontraban los restos del Robin DR 400. Las informaciones que se han divulgado no aseguran que el accidente se haya debido a una colisión en vuelo, cuestión que deberá determinar la investigación.

El otro siniestro se produjo cerca de Lille, en Francia. Un avión Robin H-100 de cuatro plazas despegó del aeródromo de Bondues y cayó a tierra en Wambrechies poco después de despegar. El avión se incendió y los tres ocupantes murieron en el acto. Son una pareja de 53 y 61 años y un joven de 29, según informan los medios de comunicación francés. Las primeras hipótesis sobre este siniestro apuntan que el motor del avión pudo sufrir una avería, pues antes de caer a tierra se oyó un fuerte estampido.

El avión cayó en una zona de actividad comercial y/o industrial, pero no causó daños materiales ni personales al margen de los ocupantes del avión.