Delta bloquea hasta final de mayo reservar los asientos del medio en todos sus vuelos

Delta

A partir del 13 de abril y hasta el 31 de mayo la compañía Delta Airlines pondrá en vigor diversos cambios para promover entre sus pasajeros una experiencia de vuelo segura y cumplir con las recomendaciones de distanciamiento social.

Las medidas son:

– Delta bloquea los asientos del medio en la Cabina Principal, Delta Comfort+ y Delta Premium Select en todos los vuelos. Al reservar su futura selección de asientos a través de la aplicación Fly Delta o en línea, los asientos intermedios se mostrarán como no disponibles. Con lo cual se reducirán el número total de pasajeros dentro del avión.

– La compañía está poniendo en pausa los upgrades automáticos (mejorar la categoría del billete). Estos se procesarán en la puerta de embarque -en orden de prioridad – para permitir a los agentes de puerta de embarque determinar la mejor manera de sentar a los clientes teniendo en cuenta el distanciamiento social y las restricciones de peso y balance del avión.

– Los clientes que quieran practicar el distanciamiento social pueden consultar las opciones a través de la aplicación Fly Delta o en delta.com. Los clientes que prefieran sentarse directamente junto a sus compañeros de viaje y familiares o que necesiten asistencia adicional deben ponerse en contacto con reservas antes del viaje o hablar con un agente de Delta al llegar a la puerta de embarque.

Además de transformar el proceso de limpieza en los aviones y aeropuertos para ofrecer nuestro nuevo estándar Delta Clean a largo plazo, el staff de Delta ya ha tomado las siguientes medidas en las últimas semanas para ayudar a los clientes a practicar el distanciamiento social:

– Racionalizar el servicio de alimentos y bebidas a bordo de todos los vuelos nacionales e internacionales de EE. UU. para disminuir los puntos de contacto entre los clientes y la tripulación.

– Embarcar a los clientes de 10 en 10 recordándoles que deben añadir espacio extra a medida que embarcan y ayudar a los clientes a encontrar un nuevo asiento en su cabina si es necesario y si el espacio lo permite.

– Contactar con pasajeros después de que el avión alcance los 10.000 pies para ayudarles a encontrar un nuevo asiento cumpliendo con las restricciones de peso y equilibrio.

– Extender la capacidad de planificar, volver a reservar y viajar con Delta hasta dos años, dando a los clientes un respiro extra para los cambios.