dreamair

A final de año el Aeropuerto de Tucumán tendrá un nuevo sistema ILS

Ministerio de Transporte

El Ministerio de Transporte de Argentina procederá a renovar el sistema instrumental de aterrizaje del aeropuerto de Tucumán Benjamín Matienzo. Se trata del ILS que guía a los aviones en su aproximación al aeropuerto, permitiendo operaciones más seguras, de mayor precisión y confiabilidad.

El nuevo sistema de asistencia a los aterrizajes, conocido como ILS, permite operar con precisión en situaciones de poca visibilidad y es fundamental para el aterrizaje de aviones en una región con condiciones meteorológicas adversas. El sistema, con un costo estimado del orden del millón de dólares, y cuya instalación está prevista para el cuarto trimestre de este año, incluye marcación de pista y de senda de planeo, con sus respectivos equipos transmisores, antenas y protección.

Ministerio de Transporte

El nuevo ILS de Tucumán reemplazará al sistema actual, que si bien está en servicio tiene una antigüedad de 34 años y frecuentes salidas de servicio por cuestiones técnicas. A modo de ejemplo, entre febrero de 2016 y febrero 2017 falló un total de 8.749 horas, con un índice de inoperatividad del 93%.

«Este es un paso más en la transformación del Benjamín Matienzo. Se suma a las obras terminadas el año pasado, de reconstrucción de la pista, y a las que vendrán este año cuando transformemos la terminal de pasajeros. Queremos que cada vez más argentinos vuelen y que el transporte aéreo siga creciendo, generando más trabajo y mejorando la conectividad dentro del país, para que haya más turismo, industria estratégica para el crecimiento de los argentinos», dijo Guilermo Dietrich, ministro de Transporte.

La Empresa Argentina de Navegación Aérea (EANA) tiene previsto instalar este año en aeropuertos de todo el país 13 nuevos sistemas ILS.

El año pasado el Ministerio de Transporte reasfaltó de nuevo la pista del aeropuerto Benjamín Matienzo, sumándole 600 metros a los 2.900 ya existentes, para que puedan operar vuelos de carga al máximo de su potencial. Con 3.500 metros, la de Tucumán se convirtió en la segunda pista más larga del país luego de la de Río Gallegos.

Ya en 2016 se había ampliado la plataforma comercial permitiendo generar récord de exportación de arándanos. Este año las obras continúan para renovar completamente la terminal de pasajeros, construir una nueva torre de control y ampliar el estacionamiento vehicular y los accesos. Las obras beneficiarán a más de 750.000 personas que visitan el aeropuerto anualmente.