dreamair

El Solar Impulse 2 llega a Hawai después de volar durante casi cinco días

André Borschberg, a la derecha, junto a Bertand Piccard

André Borschberg, a la derecha, junto a Bertand Piccard

La energía del sol ha posibilitado que el avión Solar Impulse 2 haya completado hoy con éxito la travesía más larga de la vuelta al mundo que realiza desde el pasado mes de marzo en diferentes vuelos. El avión despegó el pasado 28 de junio del aeropuerto de Nagoya y ha aterrizado hoy a las 5:55 hora local de Hawai, en el aeropuerto Kalaeloa.

El Solar Impulse 2 ha tardado cuatro días, 21 horas y 51 minutos en cubrir la distancia de 7.212 km, lo cual lo convierte en el vuelo más largo propulsado por energía solar y el de mayor duración de la historia de la aviación, mérito que recae en el piloto André Borschberg.

El Si2, tras aterrizar en la pista de Kal

El Si2, tras aterrizar en la pista de Kalaeloa

El avión no ha consumido ni una gota de combustible fósil, solo la energía solar que captan las células fotovoltaicas situadas en la parte superior del ala. La energía se almacena en baterías, lo cual le permite volar de noche. Los impulsores del proyecto han demostrado por tanto que es posible volar de forma ilimitada y sin contaminar.

El personal de la organización traslada el avión a un hangar

El personal de la organización traslada el avión a un hangar

El Solar Impulse comenzó la vuelta al mundo desde Abu Dhabi, lugar en el que debe finalizar la aventura el mes de agosto. El próximo vuelo comportará volar de Hawai a California y lo realizará Bertand Piccard, para posteriormente atravesar los Estados Unidos y el Atlántico. Dependiendo de las condiciones climatológicas aterrizará en un aeropuerto del sur de Europa (España o Portugal) o bien del norte de África (Marruecos), antes de volar a Abu Dhabi.

Foto: Solar Impulse