dreamair

Finaliza la huelga de Iberia al aprobar el 93% de la plantilla la propuesta del mediador Gregorio Tudela

Empresa y trabajadores deben afrontar muchos sacrificios para asegurar la viabilidad de la empresa

Empresa y trabajadores deben afrontar muchos sacrificios para asegurar la viabilidad de la empresa

Iberia y los sindicatos representantes del 93% de la plantilla han acordado aceptar y poner en marcha la propuesta elaborada por el mediador Gregorio Tudela relativa al plan de viabilidad de la compañía, que comporta el despedido de 3.142 empleados frente a los 3.807 que incluyó Iberia al presentar el expediente de regulación de empleo. En consecuencia, los 10 días de huelga suponen la salvación de 666 empleos.

La firma de este acuerdo, de obligado cumplimiento para la totalidad de los empleados de la empresa al ser aceptado mayoritariamente, supone la desconvocatoria inmediata de la huelga prevista para la próxima semana, del 18 al 22 de marzo. Por ello Iberia mantendrá su programa habitual de vuelos.

La empresa asegura que la aceptación de esta propuesta le obliga a realizar importantes esfuerzos en relación con el plan de transformación que presentó inicialmente, pero opina que estos esfuerzos merecen la pena para lograr el acuerdo y considera que la propuesta del mediador, a quien agradece el esfuerzo realizado, es un buen punto de partida para que Iberia recupere la rentabilidad necesaria para ser viable.

Iberia convocará inmediatamente a los sindicatos a negociar, tal y como indica el mediador, las medidas necesarias para incrementar la productividad. La reducción de plantilla y la rebaja salarial incluidas en la propuesta son un paso en la dirección correcta, pero deben ser acompañadas de mejoras de productividad para conseguir que Iberia sea sostenible en el tiempo

El consejero delegado de Iberia, Rafael Sánchez-Lozano se mostró «satisfecho de haber conseguido un acuerdo que permita avanzar en lograr una Iberia saneada y viable, capaz de competir con garantías en un sector tan complejo como es el aéreo». Sánchez-Lozano destacó que «todos hemos tenido que ceder algo, pero la disposición de la compañía es total para seguir negociando con los sindicatos todos los elementos de productividad necesarios que permitan situar a Iberia de nuevo en la primera fila de la industria aeronáutica mundial».

El consejero delegado de Iberia manifestó que «es hora de construir todos juntos y mirar al futuro, así como de pedir disculpas a todos los clientes por los inconvenientes causados durante estas últimas semanas, y confiamos en poder recuperar pronto su confianza. A ello nos vamos a aplicar todos los empleados de esta compañía».

La compañía lamenta que se haya quedado fuera del acuerdo alcanzado el sindicato de pilotos Sepla, que una vez más demuestra un comportamiento insolidario e irresponsable en la búsqueda de soluciones a un conflicto. Iberia les anima a que recapaciten y se unan cuanto antes al acuerdo alcanzado con todos los demás sindicatos por el bien de la compañía y nuestros clientes.