dreamair

El Aeropuerto de Barcelona impide que este año se celebre la Festa al Cel

A320 de Vueling, en la Fiesta del Cielo de 2012

El Ministerio de Fomento no ha autorizado al aeropuerto Barcelona-El Prat para operar en la configuración de las pistas que permite la exhibición aérea, por motivos medioambientales. Esta circunstancia impide la celebración de la 21 edición de la Festa al Cel, de la que desde el sector aeronáutica se responsabiliza a los responsables y técnicos del aeropuerto catalán.

El Ayuntamiento de Barcelona no podrá celebrar este año la exhibición aérea la Festa al Cel, dado que el Ministerio de Fomento no ha autorizado al aeropuerto Barcelona-El Prat a operar en la configuración de pistas que permite la exhibición aérea. La decisión se argumenta por razones medioambientales (ruido) y de capacidad operativa del aeropuerto.

Exhibición de la Patrulla Águila en el festival celebrado en 2011

Exhibición de la Patrulla Águila en el festival celebrado en 2011

Aena ha informado de que la celebración de la Festa al Cel es incompatible con el cumplimiento de los requisitos y recomendaciones de la normativa medioambiental recogida en la Declaración de Impacto Ambiental y Disciplina del Ruido (DIA). Igualmente, la propuesta de Navegación Aérea de la Región Este ha sido desestimar la actual ubicación de la Fiesta del Cielo.

La Festa al Cel es una exhibición aérea muy popular que, hasta ahora, se celebraba dentro de las Fiestas de La Mercè y lo hacía desde hacía 21 años. Todas las ediciones han sido autorizadas por la Agencia Estatal de Seguridad Aeronáutica (AESA), que emite su conformidad previa consulta a AENA Aeropuertos. A lo largo de los años se han encontrado soluciones técnicas para garantizar la compatibilidad del normal funcionamiento del aeropuerto de Barcelona-El Prat con la celebración de la exhibición aérea.

Hidroavión Canadair, en el festival de 2011

Hidroavión Canadair, en el festival de 2011

El Ayuntamiento de Barcelona afianza su compromiso de continuar colaborando con los responsables del Ministerio de Fomento, y en concreto con Aena y el aeropuerto de Barcelona-El Prat, para conseguir superar las dificultades técnicas que ahora no se han podido resolver y hacer posible la celebración de la Fiesta del Cielo en próximas ediciones.

En la organización del festival aéreo, el Ayuntamiento de Barcelona ha contado todos los años con la colaboracicón del Aeroclub Barcellona – Sabadell. Además, los pequeños aviones y helicópteros que han participado en el evento despegaban y aterrizaban en el aeropuerto de Sabadell. Solo las patrullas acrobáticas, los cazas militares y, ultimamente, un aviomes de pasajeros de Spanair, Vueling y un A480 de Lufthansa despegaron del aeropuerto de Barcelona para exhibirse frente a las playas de la capital catalana, escenario del festival aéreo.