El turbohélice Piaggio P-180 Avanti supera el millón de horas de vuelo

Vincenzo Nicastro, CEO de Piaggio Aerospace

El turbohélice Piaggio P.180 Avanti ha superado el millón de horas de vuelo, un tiempo equivalente a 114 años. La flota mundial de este vistoso avión está formada por 246 aviones, el primero de los cuales empezó a volar en el otoño de 1986.

También estamos en Telegram. Para recibir en tu móvil nuestras noticias al instante, clica aquí y síguenos:  t.me/aerotendencias

El avión encargado de coronar el millón de horas de vuelo ha sido el avión con matrícula I-PJAR, avión experimental que lleva el número de serie MSN 1002. Al avión se le pintó una nueva librea, acorde con el acontecimiento que ha protagonizado pues, además, ha sido objeto de un vídeo grabado sobre la costa de la provincia italiana de Liguria.

«Alcanzar el millón de horas de vuelo es un hito que, en la historia de la empresa, tiene un valor simbólico», comentó Vincenzo Nicastro, Comisario Extraordinario de Piaggio Aerospace. «Hace exactamente dos años, en diciembre de 2018, cuando fui designado, la empresa parecía estar a punto de colapsar. A pesar de un escenario económico muy negativo, en cambio, hemos logrado que Piaggio Aerospace vuelva a estar en pleno funcionamiento, salvando miles de puestos de trabajo y una marca de más de 100 años. Ahora esperamos encontrar pronto un nuevo propietario», concluyó Nicastro, «que, beneficiándose de una rica cartera de pedidos, será capaz de rediseñar el futuro de la empresa».

El P.180 Avanti, que en su tercera variante asumió el nombre de Avanti EVO, fue diseñado a principios de los años ochenta por un equipo de ingenieros liderado por el diseñador de aviación Alessandro Mazzoni. El objetivo era ambicioso, aparentemente casi inalcanzable: crear un biturbohélice, normalmente más lento que los jets, más rápido que un jet de dimensiones similares, manteniendo un coste operativo más bajo.

El resultado superó las expectativas. La solución aerodinámica con tres superficies de elevación, todavía insuperable en la actualidad a nivel mundial, contribuyó a convertirlo en el turbohélice más rápido del mundo, pero con un coste operativo un 40% inferior al de los jets de dimensiones comparables. Al mismo tiempo, las hélices de empuje y el diseño del fuselaje trajeron a la historia de la aviación un avión con una cabina grande, silenciosa y cómoda sin igual. Esta optimización de las prestaciones también se refleja en la estética del producto, que se considera uno de los aviones más geniales del mundo.

Piaggio Aerospace ha producido un total de 246 P.180, de los cuales 213 están actualmente en servicio en los cinco continentes: 95 están operando en América, 96 en Europa, 18 en Asia-Pacífico y 4 en África y Medio Oriente.

El P.180 con más años de servicio se conoce como número de serie MSN1004, aún hoy vuela en Estados Unidos, mientras que el que tiene más horas de vuelo es MSN1007 (operando en Canadá), con más de 11.000 horas de vuelo.

El fabricante tiene pendiente la entrega de 13 aviones, que se encuentran en este momento en varias fases de finalización. Entre los primeros en entregarse se encuentra el Avanti EVO encargado por un importante cliente asiático, cuyo contrato se acaba de ejecutar: es uno de los operadores privados más destacados de la zona, que utilizará el Avanti EVO para el transporte de personas, como así como misiones de patrullaje y ambulancia aérea.

La semana pasada, mientras tanto, el equipo de producción alcanzó un hito importante en la fabricación del primer avión asignado a la Fuerza Aérea Italiana. Este hito se conoce en el mundo de la aviación como «casamiento», lo que significa que los tres componentes estructurales principales del avión (fuselaje, alas y cola) se han completado y ensamblado. El avión ya está listo para la instalación de los sistemas de a bordo y los controles de vuelo.