dreamair

Tragedia en el aeródromo segoviano de Marugán

La feria aeronáutica y el festival de aeromodelos Marugán Aero Meeting que se iba a celebrar este fin de semana (30 y 31 de julio) en el aeródromo de Marugán (Segovia) se tuvo que cancelar al producirse el pasado jueves día 28 un luctuoso sinestro en el que perdieron la vida dos personas. Una de ellas es el joven empresario Alejandro Garvía, de 29 años, jefe de operaciones del aeródromo en el que se iba a desarrollar el evento y que es propiedad de su familia. Garvía recibió en 2009 un premio por ser uno de los emprendedores más dinámicos de Castilla. Su padre es concejal del PP en el ayuntamiento de Segovia.

El sinestro se produjo a últimas horas de la tarde del día 28, cuando Garvía probaba un biplaza FK Polaris, acompañado por un alemán de 47 años que ese mismo día había llegado a Marugán procedente de Alemania. La persona que pilotaba el aparato debió de perder el control o bien este tuvo algún fallo mecánico, pues en pocos segundos perdió altura de forma súbita y se estrelló en un campo cercano al aeródromo. El aparato se incendió al instante. El siniestro fue presenciado por familiares de Garvía y su novia, con la que se iba a casar en septiembre. El suceso ha causado una profunda consternación en Segovia y entre las personas que frecuentan este aeródromo.