dreamair

La Marina egipcia encuentra los primeros restos del A320 de EgyptAir

accidente_egyptairLas autoridades egipcias anunciaron ayer que la Marina ha localizado flotando sobre el mar los primeros objetos y partes de cuerpos pertenecientes a los ocupantes del A320 de EgyptAir que se estrelló el jueves 19 de mayo cuando volaba de París a El Cairo, causando la muerte de los 66 ocupantes del aparato.

Los objetos, maletas y asientos del avión, se han localizado a unos 300 km. de la costa egipcia, al norte de Alejandría. El lugar del hallazgo es la zona en la que mar Mediterráneo tiene más profundidad, entre 2.400 y 3.000 metros.

También, se ha informado que los satélites han detectado una gran mancha de combustible en el mar de unos dos kilómetros de diámetro, que podría corresponder al avión siniestrado. Otros datos que se empiezan a divulgar indican que el avión efectuó dos bruscos giros y que a continuación comenzó a descender en picado, cuando se encontraba en vuelo de crucero a unos 11.000 metros de altura.

Las observaciones de las imágenes captadas por los satélites cuando se produjo el accidente no han revelado la existencia de un «destello», que podría indicar que el avión sufrió una explosión en vuelo.

Aunque no existe una hipótesis solida acerca de qué pudo sucederle al avión, la posibilidad de que sufriese un atentado cobró ayer fuerza. Las autoridades francesas han abierto una vía de investigación relacionada con el personal que estuvo en contacto con el avión cuando este permaneció aproximadamente una hora en el aeropuerto Charles de Gaulle procedente de El Cairo, antes de emprender el vuelo de regreso. El diario digital El Confidencial publica hoy una información en la que plantea que las autoridades francesas temen que un islamista infiltrado pudiese colocar un explosivo en el avión.

Pero otras informaciones apuntan que el avión pudo sufrir una importante avería que desencadenó que los pilotos perdiesen el control del avión. Así, el súbito descenso del avión pudo deberse a la despresurización de la cabina. Además, el diario El Mundo, informa hoy que «la Oficina de Investigaciones y Análisis (BEA) ‘confirma que hubo mensajes Acars (Aircraft Communication Addressing and Reporting System) emitidos por el avión señalando humo en cabina poco antes que se interrumpieran las transmisiones de datos’ declaró un portavoz a la AFP».

Las circunstancias que rodean el accidente del vuelo MS804 entran en una fase en la que será laboriosa y lenta la recuperación de los restos del avión, así como la localización y recuperación de las cajas negras de avión, que serán las que podrán arrojar luz sobre las cuasas del accidente.