dreamair

Airbus premia la fortaleza y calidad industrial de Carbures

e izquierda a derecha: Roberto Rey (Consejero delegado de Carbures), Therry Gendre (Vicepresidente de Airbus), Javier Moreno (Director General de Carbures Aerospace & Defense), Frank Martin (Vicepresidente de Airbus), Arturo Pastor (Director de Calidad de Carbures), Javier García Baeza (Airbus), Francisco López (Departamento de Calidad de Carbures), Roberto Rodríguez (Airbus) / A. Doumejou

De izquierda a derecha: Roberto Rey (consejero delegado de Carbures), Therry Gendre (vicepresidente de Airbus), Javier Moreno (director general de Carbures Aerospace & Defense), Frank Martin (vicepresidente de Airbus), Arturo Pastor (director de Calidad de Carbures), Javier García Baeza (Airbus), Francisco López (departamento de Calidad de Carbures), Roberto Rodríguez (Airbus) / A. Doumejou

Espaldarazo de un gigante aeronáutico mundial a Carbures por la fortaleza, calidad e ingeniería industriales para la fabricación de piezas de avión en materiales compuestos.

Airbus ha concedido a Carbures en Toulouse (Francia) en un evento de referencia internacional para la industria aeronáutica, el premio Best Improver, dentro del  Supply Chain & Quality Improvement Program (SQIP).

Carbures fue elegida de entre los más de 10.000 proveedores europeos de Airbus, como uno de los 29 que han integrado el citado programa. Carbures fue el único Tier 2 entre los 29 participantes en este prestigioso programa y fue reconocida con el galardón al proveedor que ha implementado las mayores mejoras en sus procesos de fabricación industrial.

La emprsa española es proveedora, tanto de forma directa como indirecta, de Airbus. El consorcio aeroespacial europeo cuenta con más de 10.000 proveedores de los cuales solo 29 han sido elegidos para participar en este programa. Con cerca de 40.000 piezas fabricadas para aviones como el A350, el A320, el A320neo o el A380, A400M entre otros, Carbures batió su récord de producción aeronáutica en 2015. Este año, prevé incrementar ese número.

Tras un año difícil, la compañía vio recompensado el esfuerzo de una trayectoria que comenzó hace exactamente 17 años, que ha sido pionera en la ingeniería y fabricación en composites para el sector aeronáutico, y que ha abierto el camino en lo que ahora es un proceso industrial consolidado y sin retorno, que consiste en la sustitución de las piezas de metal por otras de materiales compuestos en los aviones. Esta novedad, que ahora Carbures está implementando en el sector aeronáutico y en el de la obra civil, ha permitido a las aerolíneas ahorrar en combustible una media de 1.500 dólares anuales por cada kilo de peso que le logran rebajar a cada avión.

El presidente y fundador de Carbures, Rafael Contreras, destaca que «este galardón respalda nuestro modelo y saber hacer industrial y ratifica nuestro equity story como Compañía, que ahora trabajamos para replicar en los sectores automovilístico y de obra civil, en los que es igualmente válido y aplicable». Contreras recordó que «Carbures ha nacido y crecido de la mano de Airbus. Hemos caminado juntos durante más de 15 años. Le debemos mucho de lo que ahora somos y sólo puedo mostrar mi más sincero agradecimiento a Airbus».

A la ceremonia de entrega del premio el pasado miércoles acudió una parte del equipo de Calidad de Carbures. El Consejero Delegado de la Compañía, Roberto Rey, y el Director General de Aerospace & Defense, Javier Moreno, recibieron el premio de manos de los vicepresidentes de Airbus Thierry Gendre y Frank Martin. Ambos agradecieron a Airbus este reconocimiento.

Producción récord en 2015

Carbures cerró el ejercicio 2015 con un récord histórico de producción en aeronáutica. De sus tres fábricas en Jerez, El Puerto de Santa María e Illescas, salieron 39.322 piezas de avión en composites (fibra de carbono, principalmente), lo que supone un incremento del 22% con respecto a las 32.348 piezas producidas en el año 2014. En la división Aerospace & Defense, la compañía fabrica piezas estructurales para diferentes modelos de Airbus de las familias de aviones comerciales A320, A320neo, A330, A340, A350 y A380, así como para las aeronaves A400M y C295, en el ámbito militar.

Las piezas que fabrica Carbures para estos modelos son muy diversas y de un tamaño que puede oscilar desde pocos centímetros hasta más de dos metros: tapas de acceso a los depósitos de aceite de los motores, vigas y paneles de la panza del avión, carenas para los dispositivos hipersustentadores de las alas, piezas de la nariz del avión, etc. Además, la Compañía trabaja codo con codo con Airbus, con más de 150 ingenieros destinados en las diferentes plantas del constructor en Europa, dando también soporte al gigante aeronáutico en la fabricación de equipos embarcados para los test de vuelo, otros equipos críticos, indicadores de cabina del avión, etc.

Carbures ha renovado recientemente su certificación NADCAP (National Aerospace and Defense Contractors Accreditation Program), concedida por el PRI (Performance Review Institute), que vuelve a validar su excelencia en la fabricación de piezas en composites. La Compañía ha superado satisfactoriamente una auditoría y ha recibido el reconocimiento del inspector encargado de este proceso por el grado de profesionalidad y de calidad demostrados. Durante tres días, se llevó a cabo en la planta de Jerez una inspección exhaustiva que afecta a múltiples áreas del negocio: trazabilidad de los materiales, documentación, materia prima, producción, procesos productivos y producto final.

El germen de Carbures está en una spin-off, en un grupo de trabajo que se montó entre la Universidad de Cádiz y Airbus para avanzar en un proceso industrial de piezas de composites para aviones. El grupo industrial de origen gaditano alcanzó el año pasado los 35 programas de fabricación de piezas de avión, siete más que los que tenía en 2014, y se consolidó así como uno de los fabricantes estratégicos que trabajan con materiales compuestos para aviones de Europa.