dreamair

Boeing entregó 601 aviones en 2012 y recibió pedidos por 1.203 unidades

La familia del Boeing 737 acumula 3.074 pedidos

Boeing recibió en 2012 pedidos netos de aviones comerciales por un total de 1.203 unidades, la segunda cifra anual más alta en la historia de la compañía. La compañía también entregó 601 aparatos, el volumen más alto desde 1999. La cartera de pedidos de aviones comerciales a finales de año ascendía a 4.373 unidades, la cifra más alta en la historia de la compañía.

«Nuestros empleados afrontaron con éxito el reto de conseguir varias mejoras de los ritmos de producción en 2012, y eso es un logro verdaderamente notable», señaló Ray Conner, presidente y consejero delegado de Boeing Commercial Airplanes. «Incrementar nuestras entregas un 26% nos ha permitido poner más aviones en manos de nuestros clientes y ampliar nuestra base de clientes al ofrecer los mejores productos y servicios».

El programa 737 estableció un nuevo récord de pedidos para un solo modelo de Boeing en un único año, con 1.124 unidades netas. El 737 MAX, la variante remotorizada del superventas 737, acaparó 914 de esas unidades, cifra que sitúa su número total de pedidos hasta la fecha en 1.064. Además, el 737 Next Generation estableció un nuevo récord anual con 415 entregas a clientes de todo el mundo. El programa 737 también celebró su pedido número 10.000 en 2012.

Boeing mantuvo su liderazgo en el mercado de aeronaves de fuselaje ancho en 2012. El año comenzó con el 787 Dream Tour por los cinco continentes y terminó con la entrega de 11 unidades del 787 a siete clientes en diciembre. Hasta la fecha, se han entregado 49 unidades del 787 a ocho clientes.

El 777 sumó 83 entregas en 2012 y superó el listón de las 1.000 unidades desde su lanzamiento. El año pasado consiguió 68 encargos netos. Este avión sigue cosechando reconocimientos de los pasajeros y recibió tres prestigiosos premios otorgados por viajeros de negocios. Con 31 entregas en 2012, el 747-8 Intercontinental y el Carguero han recibido evaluaciones positivas de los clientes y están rindiendo en servicio según las previsiones.

«De cara a 2013, seguimos centrados en cumplir nuestros compromisos con los clientes incrementando los ritmos de producción y entregando productos y servicios fiables y de alta calidad”, explicó Conner. “También iniciaremos la producción y las pruebas de vuelo del 787-9 y colaboraremos estrechamente con los clientes, que tanto contribuyen a nuestro éxito, para seguir definiendo el 787-10X y el 777X».