dreamair

Los miembros de Mars500 ya simulan que viajan a Marte

Mars500, la primera misión simulada a Marte en tiempo real, comenzó ayer en Moscú, cuando los seis miembros de su tripulación accedieron al interior de su ‘nave espacial’ y cerraron la escotilla. Este experimento terminará en Noviembre de 2011.

 

Los miembros de la tripulación de Mars500 se mostraron serios y muy decididos durante la rueda de prensa celebrada esta tarde en las instalaciones de Mars500 en el Instituto ruso IBMP (Institute of Biomedical Problems), en Moscú. Una atmósfera solemne les acompañó mientras entraban en los módulos donde vivirán durante los próximos 520 días.

Hoy acaba de comenzar el último y más interesante de los estudios que componen el programa de aislamiento Mars500. Los europeos Diego Urbina y Romain Charles; Sukhrob Kamolov, Alexey Sitev, Alexander Smoleevskiy y Mijaíl Sinelnikov de Rusia, y Wang Yue de China se enfrentan ahora a una misión lo más parecida posible a un auténtico viaje espacial. A partir de ahora vivirán y trabajarán como auténticos astronautas, comerán comida especial y realizarán ejercicio físico siguiendo los mismos protocolos que los astronautas a bordo de la Estación Espacial Internacional.

Mars500, la primera misión simulada a Marte en tiempo real, ha comenzado hoy en Moscú, cuando los seis miembros de su tripulación accedieron al interior de su ‘nave espacial’ y cerraron la escotilla. Este experimento terminará en Noviembre de 2011.

 

Los miembros de la tripulación de Mars500 se mostraron serios y muy decididos durante la rueda de prensa celebrada esta tarde en las instalaciones de Mars500 en el Instituto ruso IBMP (Institute of Biomedical Problems), en Moscú. Una atmósfera solemne les acompañó mientras entraban en los módulos donde vivirán durante los próximos 520 días.

 

Ayer comenzó el último y más interesante de los estudios que componen el programa de aislamiento Mars500. Los europeos Diego Urbina y Romain Charles; Sukhrob Kamolov, Alexey Sitev, Alexander Smoleevskiy y Mijaíl Sinelnikov de Rusia, y Wang Yue de China se enfrentan ahora a una misión lo más parecida posible a un auténtico viaje espacial. A partir de ahora vivirán y trabajarán como auténticos astronautas, comerán comida especial y realizarán ejercicio físico siguiendo los mismos protocolos que los astronautas a bordo de la Estación Espacial Internacional.

Los problemas a los que se enfrentan
Mars500 es un programa diseñado para probar nuevas tecnologías y, sobre todo, para poner a prueba la resistencia humana. Permanecer casi 18 meses en el interior de unos módulos metálicos será duro, incluso después de superar un exhaustivo programa de entrenamiento junto a astronautas y a submarinistas profesionales. La tripulación vivirá sin dudas momentos buenos y momentos malos durante su larga misión; analizar estos cambios psicológicos es precisamente uno de los objetivos del experimento.

 

Los ‘astronautas’ vivirán una jornada repartida en 8 horas de trabajo, 8 horas de tiempo libre y 8 horas para dormir, y podrán descansar los fines de semana, excepto cuando estén simulando fases especiales de la misión. A bordo de sus módulos cuentan con un gran número de películas, libros, juegos e instrumentos musicales.

Los aspectos psicológicos de estos experimentos son de gran interés: sus cuerpos tendrán que adaptarse a las nuevas condiciones – un entorno cerrado y un espacio muy reducido – que pueden deteriorar rápidamente el estado de ánimo. Como ejemplo, los miembros de la tripulación tienen que realizar ejercicio físico dos horas al día, pero sólo podrán ducharse una vez a la semana.

 

¿Me he olvidado algo? Preparar las maletas para una misión autónoma de 1,5 años, desde el jabón y la ropa hasta la comida y baterías de repuesto para la cámara de fotos, es una tarea muy compleja. Los preparativos para la misión han requerido una logística excepcional.

Y finalmente, la tecnología: estas instalaciones no son una nave espacial, pero están equipadas con muchos de los sistemas que serán utilizados de una u otra forma cuando se diseñe una nave real para ir a Marte. Resulta fundamental probar estos equipos de la forma más realista posible. La tripulación ha sido entrenada para reparar cada tornillo de su ‘nave’, y sólo recibirán ayuda del exterior en situaciones extremas.

 

Nos vemos en 520 días – o ahora en www.esa.int
Durante toda la misión, Diego Urbina y Romain Charles, los miembros de la tripulación seleccionados por la ESA, escribirán sus diarios y subirán vídeos a la página web de Mars500 de la ESA. Hoy han publicado su primera anotación en el diario de abordo: “Adiós Sol, adiós Tierra, ¡nos vamos a Marte!”.

 

Edición JFG / Foto: ESA