dreamair

La IATA cuantifica en 3.800 millones de dólares el dinero que Venezuela adeuda a las aerolíneas

iogo_iata
La Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA) anunció que ha solicitado inmunidad antimonopolio al Departamento de Transporte de los Estados Unidos para impulsar soluciones que mantengan la conectividad de Venezuela mientras persiste la negativa del gobierno venezolano a autorizar la repatriación de los 3.800 millones de dólares bloqueados.

«La situación en Venezuela es grave. Y aún lo será más si las aerolíneas no son capaces de mantener la conectividad mientras sus fondos siguen bloqueados. Tras años de lucha de la IATA y de sus miembros, el gobierno venezolano sigue sin ofrecer soluciones. Por ello, solicitamos al gobierno de los Estados Unidos que apruebe la inmunidad antimonopolio con el fin de impulsar medidas que no pongan en riesgo la conectividad mientras continúa el bloqueo. La industria sigue avanzando en su esfuerzo por encontrar una solución a una situación insostenible», declaró Alexandre de Juniac, consejero delegado de la IATA.

La negativa de Venezuela a repatriar los fondos de las aerolíneas viola los tratados internacionales de los que este país es signatario, como las disposiciones de los tratados de inversión bilaterales que exigen la inmediata repatriación de los ingresos al país de origen de las compañías aéreas.

Control de divisas

Desde 2003, el sistema de control de divisas de Venezuela prohíbe a las aerolíneas repatriar su dinero sin la autorización del gobierno. En 2013, el número de autorizaciones no alcanzó el total de operaciones de repatriación pendientes y los fondos retenidos empezaron a acumularse en Venezuela. La situación empeoró en 2015, cuando el gobierno aprobó una única solicitud de repatriación. En lo que llevamos de 2016, el gobierno todavía no ha realizado ninguna autorización.

Actualmente, los fondos bloqueados de las aerolíneas en Venezuela ascienden a 3.800 millones de dólares.

«Ahora, más que nunca, Venezuela necesita una robusta conectividad aérea que contribuya a su recuperación económica. Sin embargo, las aerolíneas se ven forzadas a recortar sus servicios ante la negativa del gobierno a devolver la deuda. Desafortunadamente, esta situación limita el importante papel que la aviación puede jugar en la recuperación económica del país. Instamos al gobierno de los Estados Unidos a que apruebe sin demora la inmunidad para las aerolíneas con el fin de impulsar soluciones que mantengan la conectividad aérea en Venezuela. Esto ayudaría a la economía venezolana y a su gente», dijo de Juniac.

Tres datos relevantes

  •   La conectividad en Venezuela se ha visto seriamente perjudicada por las acciones del gobierno. La capacidad ha descendido un 61% desde su máximo en 2013.
  • Caracas, el principal aeropuerto de Venezuela, está perdiendo la oportunidad de ser un importante centro de conexión regional. En junio, solo 487.000 pasajeros utilizaron el aeropuerto de Caracas, frente a los 1,8 millones de pasajeros que pasaron por Bogotá o los 1,2 millones, por Lima.
  •  En Venezuela, las aerolíneas extranjeras pagan el combustible en dólares estadounidenses en lugar de pagarlo en bolívares venezolanos, lo que las sitúa en clara desventaja respecto a las aerolíneas locales.