dreamair

La NASA realiza una prueba para obtener datos que ayuden a mejorar la seguridad de los helicópteros

En el centro de investigación Langley de la NASA, ubicado en Hampton (Virginia), se han re ytalizados pruebas con la célula de un helicóptero Boeing Vertol CH-46E Sea Knight que podría servir para extraer conclusiones que mejoren la seguridad de los helicópteros civiles y militares.

El lanzamiento de la célula se realizó desde una altura de10 metros, que comportaba que en el momento del impacto su velocidad fuese de unos 30 kilómetros por hora. En el interior se pusieron 15 maniquíes equipados con sensores, para medir los efectos del impacto contra el suelo.

Foto: NASA

Foto: NASA

Los primeros análisis han demostrado unos daños superiores a los previstos inicialmente en el suelo de la aeronave. El impacto se filmó con unas 40 cámaras y se colocaron unos 350 sensores.

La NASA realizó hace un año pruebas similares con el fuselaje de un CH-46E Sea Knight y, anteriormente, en 2010, pruebas de impacto de un helicóptero mitigadas por un airbag.