dreamair

AESA incrementará las acciones preventivas en la supervisión de la seguridad operacional

La Agencia Estatal de Seguridad Aérea incrementará las acciones preventivas y las áreas de inspección, además de mejorar los sistemas de información y evaluación de datos, con la aplicación del nuevo modelo de supervisión de la seguridad operacional que está desarrollando AESA y que, frente al tradicional, basado solo en la inspección, incluye prioritariamente la evaluación de la seguridad. Así lo avanzó Isabel Maestre en el curso de verano de la Universidad Politécnica de Madrid, sobre «Nuevos desarrollos en los sistemas de transporte aéreo», celebrado los días 5 y 6 de julio en La Granja, (Segovia).

La directora de AESA, destacó en su intervención que «este modelo mixto de supervisión de la seguridad operacional en el que trabaja la Agencia Estatal, que contempla inspección+evaluación, lleva a cabo un proceso de detección de amenazas, análisis y evaluación de riesgos, y de control y seguimiento en el que, además del Estado, todos los agentes del sector tienen responsabilidades en el ámbito de la Seguridad operacional».

 

Con este nuevo enfoque proactivo-preventivo –explicó Maestre- la Agencia Estatal de Seguridad Aérea utiliza una metodología que pretende adelantarse a la realidad. Con la gestión de riesgos potenciales, busca activamente identificar esos posibles riesgos a través del análisis de las actividades de la organización, y documentando el desempeño espontáneo de los procesos y su entorno. De este modo, es posible evitar problemas potenciales futuros.

 

Este enfoque preventivo está contemplado en el proyecto de Ley de Seguridad Aérea que está en trámite parlamentario, y que se enmarca en el Programa Europeo de Seguridad (EASP), también actualmente en desarrollo. «Esta Ley, por la que se establece el Programa estatal de Seguridad Operacional para la aviación civil, estructurará formalmente el enfoque preventivo que AESA aplica desde sus comienzos en la supervisión de la seguridad» afirmó Maestre.

 

Mejora continua

Este nuevo modelo de supervisión en el que trabaja AESA permite que se focalice la gestión del riesgo de seguridad operacional y la inspección en las áreas más sensibles, y en un entorno colaborativo, mediante reuniones y programas de mejora de la seguridad entre autoridades y empresas.

 

Para llevar a cabo dicha supervisión de seguridad, AESA cuenta, entre otras herramientas, con el Programa Estatal de Seguridad Operacional (PESO), el Comité de Expertos de Seguridad de Aeronaves, el Comité de Seguridad Aérea de Operadores de Transporte Aéreo Comercial, el Sistema de Notificación de Sucesos y el Programa de Indicadores de la Seguridad Operacional. Mediante el estudio de datos, se analiza el riesgo y éste se evalúa, controla y mitiga por medio de las propuestas de actuación. También se supervisan e inspeccionan los controles para comprobar su eficacia y detectar amenazas en el sistema mediante el programa de indicadores/encuestas a proveedores.

 

«El reto –afirmó la directora – es la mejora continua de la seguridad y el fomento de la cultura de seguridad con más especialidades profesionales en la Agencia y la experiencia de la industria: pilotos, controladores, analistas, etc.»

 

Implicación de todos los profesionales

Remarcó asimismo que la Agencia Estatal de Seguridad Aérea tiene la misión de preservar la seguridad del transporte aéreo de acuerdo con las normas y principios vigentes en materia de aviación civil, y que para mejorar esta seguridad «todos los profesionales del sector -fabricantes, operadores aéreos, gestores aeroportuarios, gestores de navegación aérea, organismos internacionales, profesionales aeronáuticos, etc.- deben empeñar sus esfuerzos».

 

Recordó que las normas y principios vigentes, estandarizados internacionalmente, abarcan la totalidad del proceso en las operaciones aéreas: desde la fabricación, aeronavegabilidad, procedimientos en vuelo, infraestructuras aeroportuarias, sistemas de navegación por satélite, hasta la gestión del tráfico aéreo; es decir, implica de forma directa a pilotos, controladores aéreos, instructores, tripulantes de cabina de pasajeros, técnicos de mantenimiento, etc.

 

Isabel Maestre puso de relieve, por último, el peso del sector en nuestro país, con casi 750 empresas aéreas y cerca de 40.000 profesionales aeronáuticos, y señaló que desde su constitución en noviembre de 2008 AESA ha llevado a cabo cerca de 16.000 inspecciones en todos los ámbitos de su competencia (safety, security, derechos de los pasajeros).

El Curso organizado por la UP Madrid reunió a directivos del Colegio Oficial de Ingenieros Aeronáuticos de España (COIAE); Asociación de Ingenieros Aeronáuticos (AIAE); Fundación Aeroespacio; Asociación de Compañías Aéreas Españolas (AECA); y las empresas INECO, Airbus, GMV y ADIF, que en sus ponencias abordaron, entre otros temas, los retos de las compañías aéreas, el sistema de handling en los aeropuertos españoles, el programa Airbus, la evolución del sector aeronáutico español, los sistemas de automatización de transporte de equipajes, y las nuevas aplicaciones GPS en la gestión del transporte público.